jueves, 31 de diciembre de 2009

LAS 10 MEJORES PELÍCULAS DEL 2009...

... según La última sesión, claro está

Aprovechando estos últimos coletazos del año, los compañeros de las distintas páginas han estado haciendo sus correspondientes listas con lo que consideran lo mejor que hemos podido ver durante este 2009. Evidentemente, cada uno tiene sus gustos y aunque discrepo en alguna de sus elecciones no sería de extrañar que coincidiéramos en buena parte de las elegidas.
Sea como fuere, a título personal estas son las diez películas que un servidor considera como las mejores del año. Y aunque por cuestiones de diferencia de género la disposición en el ranking podría variar perfectamente, en lo que estoy totalmente seguro es que la mejor película del año es...

1. REVOLUTIONARY ROAD

La adaptación de la novela de Richard Yates fue la gran olvidada de la noche de los Oscars y es, para un servidor y sin el menor atisbo de duda, la mejor película del año. Este soberbio drama sobre los sueños perdidos supone todo un golpe en los mismísimos del American Way of Life, presentándonos a una pareja cuyos ideales de juventud se topan de frente con una relidad que los supera y de la que no quieren o no saben salir a causa de su aburguesamiento y su desidia.
Una bellísima Kate Winslet (ganadora del Oscar, aunque por su interpretación en El lector) y Leonardo DiCaprio se reencontraban tras el megaéxito de Titanic, y Sam Mendes confirmaba con esta su cuarta película que es uno de los directores que siempre hay que tener en cuenta.
La incomunicación de la pareja nunca ha sido mostrada de forma tan desgarradora como en Revolutionary Road.

2. EL SECRETO DE SUS OJOS

Juan José Campanella adapta la novela homónima de Eduardo Sacheri para darnos una de las películas más redondas de este año. El secreto de sus ojos es el resultado de la combinación perfecta entre el cine negro, el social y el drama romántico, todo ello aderezado con unas notas de humor. Con una trama repleta de recovecos y detalles que te atrapa desde el principio y que no te suelta ni en los títulos de crédito, el film de Campanella nos demuestra que para hacer buen cine sólo hay que mirar hacia las buenas historias.

3. LA SOMBRA DEL PODER

La ética periodística y la personal son el centro narrativo de este thriller de Kevin Macdonald (El último rey de Escocia) que adapta una reconocida serie de televisión británica. Intereses económicos, políticos y personales se cruzan en una trama muy bien hilvanada y cuyos resultados nos hacen rememorar (salvando las distancias, obviamente) a la ejemplar Todos los hombres del presidente.

4. GRAN TORINO

Clint Eastwood se retira de la interpretación (nunca digas nunca jamás...) y lo hace a lo grande. Gran Torino podría haber sido perfectamente el canto del cisne de su expeditivo y mítico Harry 'El sucio' Callahan. Igual de malhumorado y antipático que su sucio policía, el veterano y jubilado Walt Kovalski guarda en el fondo un corazón de oro que acaba encontrando su lugar entre unos vecinos que en un principio odia y que le son extraños pero que en realidad tienen mucho más en común con él que sus propios hijos.

5. THE VISITOR

Todo un canto a la a mistad y a la diferencia con la música como elemento de unión. El veterano Richard Jenkins se descuelga con una interpretación que bien le podría haber reportado el Oscar y nos demuestra que incluso en los peores momentos cualquiera puede encontrar la redención.

6. CELDA 211

Con el permiso de Almodóvar y Amenábar, Daniel Monzón es el que se ha llevado el gato del cine español al agua este año. Brutal, estremecedora y de suspense constante, Celda 211 es una brillante y compleja producción en la que destaca un amenazador Luis Tosar que si no se lleva el Goya este año habrá que montar un motín en plena ceremonia. Seguro que hasta Malamadre se apunta.

7. UP

Poner a un octogenario y a un jovencito, patoso y regordete explorador como protagonistas de su nueva película, es algo que sólo se le podría haber ocurrido a los de Pixar. Desde su ejemplar inicio hasta el trepidante final, Up es una deliciosa aventura disfrutable con cualquier edad. Desde Pixar nos siguen demostrando que con cada película son capaces de superarse en lo técnico, pero que por mucha cantidad de pixeles que se le pongan a una película no se podrá hacer nada sin un buen guión que sustente todo el entramado técnico. ¿Has oído eso James Cameron?

8. (500) DÍAS JUNTOS

IncomprensiblementeIncomprensiblemente pasó sin pena ni gloria por la cartelera española, pero es sin lugar a dudas (junto con Resacón en Las Vegas, que no se me olvide, y la siguiente película) una de las comedias de la temporada. Crónica de una relación fallida, (500) Días juntos es un divertido, honesto y original film sobre el desamor con una estructura refrescante, diálogos inteligentes, guiños cinéfilos y buenas interpretaciones. No se puede pedir más.

9. IN THE LOOP

Sátira feroz y descarnada sobre la guerra y los políticos que sólo podría haber venido desde el cine británico, In the loop supone todo un soplo de aire fresco bañado en ácido sulfúrico que no deja títere con cabeza. De ritmo constante, la trama de este film está repleta de afilados diálogos que, junto con las acertadas interpretaciones, lo convierten en una de las comedias más brillantes del año. Y para muestra, el botón que supone ver al general interpretado por James ‘Tony Soprano’ Gandolfini calculando las tropas de las que dispone con una calculadora de juguete.

10. MALDITOS BASTARDOS

Quentin Tarantino se salta a la torera los libros de historia y aunque algunas de las historias que entrelaza tienen más entidad narrativa que otras, el conjunto supone un gozoso, ingenioso y violento film que nunca aburre (lo que ya es un logro) y que lleva permanentemente la marca de fábrica de su director y guionista. Y aunque el reclamo del film sea Brad Pitt, el que se lleva todos los halagos es Christoph Waltz con su coronel ‘cazajudíos’ Hans Landa, pripcipal y verdadero bastardo de la película.

Estas son las diez principales. Sin embargo no quisiera dejarme en el tintero otras películas que bien podrían haber estado entre las primeras de la lista, como es el caso de la divertidísima y frenética Resacón en Las Vegas, las imponentes interpretaciones de La duda, la decadencia de un Mickey Rourke anclado en sus días de gloria en El luchador o el apartheid alienígena de District 9. De igual forma, me quedaría con dos películas de las denominadas de género... pero que en realidad lo utilizaban para hablar de algo muy distinto, como es el caso de la cinta sueca Déjame entrar, film de vampiros que más que de sangre y colmillos lo que trataba es sobre la soledad, y los incomprendidos superhéroes de Watchmen, la poco apreciada (para un servidor bastante más que correcta) adaptación de la conocida novela gráfica de Alan Moore y Dave Gibbons.

¿Opiniones al respecto?. Para eso están los comentarios...